Noticias

Así el foro 10 Cooperativismo: Otros mundos posibles

Así el foro 10 Cooperativismo: Otros mundos posibles

de Escuela Confiar -
Numero de respuestas: 0

Así el foro 10 Cooperativismo: Otros mundos posibles 


En el décimo encuentro del ciclo de foros virtuales ¡Juntanza en todas partes! nos encontramos para conversar sobre cómo el cooperativismo es una alternativa para estar juntos: co-creando, co-celebrando, co-operando, construyendo tejidos de solidaridad, redes de afectos que empoderen, que sean luz y camino para romper el individualismo y trabajen en comunidad, la competencia con reciprocidad y la tasa de ganancia con solidaridad; para lograr una sociedad donde abunde la justicia, el bien-estar y la riqueza justa.  

Conversamos con el Líder de la Plataforma Solidaria de Confiar, Oswaldo León Gómez, la directora de FUSOAN, Verónica Vahos y el gerente de Cooperación Verde, Fernando Rodríguez quienes hacen parte de la vida cooperativa en Colombia; con quienes abordamos por qué este modelo sigue siendo vigente y necesario, más aún en momentos de crisis y más con una economía tan desigual como la que estamos viviendo hoy.

La participación democrática, el trabajo en red, el ahorro colectivo, la solidaridad, la construcción de paz, la búsqueda por la equidad de género, la transformación de los territorios, la promoción del arte y la cultura, el cuidado y la protección del medio ambiente, la educación y el pensamiento crítico, y una economía colaborativa, social, comunitaria y cooperativa nos habla de los pilares fundamentales del cooperativismo para construir otros mundos posibles.

Recordamos también el texto Las cooperativas en el año 2.000: Ninguna cooperativa existe en el vacío, sino que debe funcionar en un determinado medio económico y social. Es su obligación, sin duda, luchar para modificar y mejorar ese medio, pero no puede llevar a cabo semejante tarea a menos que reconozca los más apremiantes problemas, primero de su propia comunidad, luego los de la región más amplia donde está ubicada, y finalmente, los de la nación y los de la humanidad. 

El COVID-19 llegó para evidenciar que estamos en un modelo que nos ha descuidado, un sistema de ventaja y competencia, de “consumavirus", pero que también logró evidenciarel valor del cooperativismo y cómo siempre ha sido  solidario, aliviador, promotor de la importancia del ahorro y el crédito, de la educación, la austeridad y que nos enseña que la solidaridad y el trabajo en red, son el camino para el Bienvivir colectivo.

Asimismo, aún nos falta mucho por recorrer, como explorar el cooperativismo rural, fortalecer el tema de la vivienda solidaria, construir la paz en los territorios y apuntarle a mejorar el modelo de trabajo asociado, la Juntanza y la creación colectiva. 

Resaltamos que uno de los grandes aportes del cooperativismo a la paz ha sido la entrega de créditos a los firmantes, con las mínimas garantías posibles, para que puedan desarrollar sus iniciativas productivas, la promoción de la investigación y el desarrollo rural para la construcción de paz,  así como ayudar a  las familias campesinas dedicadas al cultivo de coca, a cambiar de actividad económica y generar otro tipo de oportunidades para sus comunidades. 

Valoramos el cooperativismo como agente de desarrollo local y nacional donde su papel político, social y cultural, su compromiso con los territorios, su capacidad de transformar vidas y las alternativas que propone para promover otras formas de construir juntos y lograr avanzar como país gracias a la solidaridad y a la cooperación colectiva. 

“El Cooperativismo mantiene la característica de ser, a la vez, altamente idealista y extremadamente práctico. Es al mismo tiempo Marta y Maria, Don Quijote y Sancho Panza. Persigue al Pájaro Azul, pero, en vez de buscarlo en la Isla de la Felicidad, intenta capturarlo en una tienda. Tiene el propósito de reformar al mundo, pero comienza por limpiar la entrada en su casa. Sigue a las estrellas, pero camina con los pies en la tierra.“ Charles Gide